La Silla Viajera en Escocia, Las tierras Altas

Verdes paisajes, miles de ovejas, destilerías del mejor Whisky y nuestra silla viajera de recorrido por toda Escocia
15 jul. 2014
Comentarios
No existen tonos de verde y azul suficientes en ninguna escala cromática para describir el paisaje de Escocia. Paisajes imposibles y miles de grietas en esta curtida y castigada tierra conforman parajes de una belleza extraordinaria donde el agua es clara protagonista con sus lagos y cascadas.

Y algo tan maravilloso no podía faltar en el cuaderno de bitácora de nuestra Silla Viajera, así que aquí os la dejamos rodeada de castillos de ensueño, destilerías de whisky y ciudades encantadas...

Castillo de Eilean Donan
Castillo de Eilean Donan, tierras altas

Castillo de Eilean Donan
Castillo de Eilean Donan, tierras altas

Castillo de Eilean Donan
Castillo de Eilean Donan, tierras altas

Fort William
Fort William, tierras altas


Fort William
Fort William, tierras altas

Fort William
Fort William, tierras altas

Fort William
Fort William, tierras altas

Pausa Café en Starbucks
Pausa Café en Starbucks...

Mi amiga Nessie
Con mi amiga Nessie...

Portree, Isla de Skye
Portree, Isla de Skye

Portree, Isla de Skye
Portree, Isla de Skye

Equipo Pepe Cabrera, arquitectos e Interioristas.
Fotos David Zaragoza
También te puede interesar...
La silla viajera 02

La silla viajera 02

San Petersburgo
La silla viajera 03

La silla viajera 03

La Riviera Maya
La silla Viajera en Tenerife

La silla Viajera en Tenerife

Nueva aventura de nuestra silla viajera en la isla de Tenerife...
La silla viajera en Namibia

La silla viajera en Namibia

Mike Davies y Mamen Gavilá recorren Namibia con nuestra silla viajera
La Silla Viajera en Escocia, Las tierras bajas

La Silla Viajera en Escocia, Las tierras bajas

Segunda parte del recorrido de nuestra silla Viajera por Escocia, esta vez, en las Lowlands
Nuestra silla viajera en Filipinas y Tailandia

Nuestra silla viajera en Filipinas y Tailandia

El Nido y Corón, dos parajes en Filipinas de la mano deToni Clemente y nuestra silla viajera
comments powered by Disqus